Este lunes, tras el anunció de la extensión de la cuarentena hasta después de Semana Santa, comenzó con muchos problemas en los cajeros automáticos de la ciudad.

La falta de dinero es el primer y mayor inconveniente, ya que son pocos los cajeros que están cargados.

Al mediodía de hoy todos los cajeros Banco Nación, por ejemplo, estaban sin plata, con largas filas de gente esperando para poder retirar efectivo.

La ausencia absoluta de gente de los bancos para ordenar las filas es otro asunto que genera malestar entre quienes hacen las filas, más allá del esfuerzo que hacen autoridades de las fuerzas de seguridad para intentar ordenarlos.

El poco dinero que se puede retirar es otra de las quejas que se escuchan mucho, ya que eso obliga a la gente a volver una y otra vez para completar sus cobros.

Comparte la noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.